¿Quiénes son los Desencarnados?

¿Cuántas veces hemos sentido que estamos en casa y que vemos o sentimos cosas extrañas? ¿cuántas veces hemos vislumbrado la silueta con forma humana y nos hacemos los desentendidos?

Son muchas las ocasiones en las que nos vemos enfrentados a este tipo de situaciones, ya sea de manera consciente o inconsciente. Nuestra labor respecto a esto refiere a identificar: “A qué tipo de energía corresponde aquello que estamos sintiendo o viendo”.

LOS DESENCARNADOS

Para que quede claro el concepto de desencarnados, se los definiré un poco: “Desencarnada es la persona que ya pasó por esta vida y que por diversos motivos y formas ya falleció y se encuentra en otra dimensión”.
Pero… será que ¿todos los desencarnados son iguales? ¿todos vienen a molestar o todos vienen a cuidar ¿todos tienen algo que decir o comunicar?

A estas preguntas se tratará de dar una respuesta.

Lo primero que debemos saber es que el motivo de muerte de una persona es importante, ya que permite identificar qué quiere o necesita un desencarnado. Habitualmente cuando la persona muere de forma repentina, como lo es un accidente, muchas veces no se da cuenta que murió, y queda su alma desarrollando las actividades diarias que siempre realizaba, es por ello que muchas veces en los trabajos las personas sienten que alguien les mueve cosas, golpea puertas, etc. Habitualmente cuando la muerte es sorpresiva el desencarnado se moviliza en un radio determinado, a diferencia de otros que nos pueden acompañar incluso a otros países.

Es por lo anterior que siempre se recomienda que si te cambias de casa, ingresas a un lugar de trabajo, te pueda presentar con estas energías que para muchos resultan ser invisibles. “Nos tenemos que presentar”, ya que de esa forma dejamos claro el propósito de nuestra presencia en determinado sitio.

Existen situaciones que el desencarnado no sabe que murió, por eso algunas veces las manifestaciones en la materia son un poco más duras, ya que sienten que están invadiendo su espacio, no comprenden por qué no se dan cuenta de su presencia. Si nos vemos enfrentados a esta situación es importante saber que debemos solicitar ayuda. Ya que ese desencarnado debe ser consciente de esa situación, pero no es llegar y decir, porque si lo hacemos de esa forma podemos generar shock en el desencarnado y se puede llegar a sentir más perturbado todavía, y sus manifestaciones en la materia pudieran tornarse más agresivas. Es por lo anterior que se debe solicitar ayuda a personas que sepan mayormente del tema, para que la ascensión de esa alma se pueda concretar de la manera correcta.
Lo anterior nos lleva a la pregunta ¿Me corresponde a mi solucionar esto?, la respuesta es que si me siento con las competencias, lo hago sin miedo y con certeza, es probable que sea misión para ustedes. Pero si existe el mínimo de duda a la hora de interactuar con estas energías, es mejor solicitar la ayuda.

Otras veces los desencarnados si son conscientes de su muerte, y deciden quedarse como guardianes de las personas, como un ángel guardián.

Algunos permanecen por un periodo de tiempo para poder cuidar a las personas, hasta que recupere fuerzas. También se mantiene porque pueden existir aspectos personales que debe solucionar para trascender. Es importante en esa parte identificar si ese desencarnado decidió quedarse como guardián, o si “Nosotros” seguimos manteniéndolos presentes en esta dimensión, por nuestras penas, rabias, etc.

Los medios de comunicación para ellos muchas veces son los sueños, el sueño de cierta forma para nosotros es controlado, y ellos consideran que es una buena forma para no asustar a las personas. Entonces no solo es un sueño, sino que es la visita que ese ser querido nos hizo. Es allí donde aprovechan de aconsejarnos, expresarnos lo que considera pendiente, etc.

Otra forma de comunicarse que también utilizan bastante, es con las fragancias, habitualmente sentimos el olor de sus perfumes, también suelen utilizar recursos para que los recordemos, como por ejemplo colocarnos frente a alguna situación que nos recuerde a el o a ella, aparecen fotografías que no veíamos hace tiempo, se nos vienen repentinamente a la memoria situaciones con ellos. Son las formas sutiles que utilizan para hacernos saber que allí están.

Ya reconociendo algunas de las características o formas que ellos tienen para hacerse presente, es aquí donde nosotros comenzamos a tomar ciertas responsabilidades. Si por ejemplo siento que hay cosas que no comuniqué, las comienzo a comunicar, ya que sabemos que está allí escuchando.

Siempre que se vean enfrentados a situaciones que consideren difíciles siempre recuerden que si llega esa situación a ustedes, es porque están capacitados para enfrentarlo, y si no se sienten capacitados, deben comprenderlo como una prueba para aprender a solicitar ayuda.

Lo que en definitiva como unidad humana siempre buscamos es la luz, pero nunca la podremos abrazar, sino abrazamos nuestra oscuridad también.

Somos luz y sombra, como es arriba es abajo, como es dentro es fuera. He ahí la decisión de ustedes de enfrentarse a estas temáticas desde la certeza o desde el miedo, decidan ustedes a que le darán alimento. ¿Es tan solo este plano el que está presente? Siempre el amor reside en los corazones, es la gran llave para todo, para vivos, muertos y otros seres.

Por María José Abarca Garrido
Canalizadora
Registros Akáshicos
Método Adonai I y II

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *