Conjuros anti-soledad

Es tiempo de combatir el aislamiento que lo angustia. abra su corazón con la magia del amor propio y prepare todas sus armas para encontrar una pareja o tener muchos amigos.

E l trastorno de la soledad es un tema preocupante para las personas de cualquier época. El hombre es un ser social y necesita el reconocimiento e intercambio con los demás para sentirse contenido y valorado. Sin embargo, todos pasamos tiempo solos y nos viene bien para conseguir ciertos objetivos. Por ello, la soledad no es siempre negativa, también, tiene su aspecto positivo. No es lo mismo estar solo que sentirse solo; a veces, deseamos estar a solos porque lo necesitamos y aquí, evidentemente, la soledad deseada no constituye un problema.

Pero, cuando la soledad genera angustia, ansiedad o una sensación de no ser valorado como persona, es momento de hacer un alto para analizar qué actitudes y pensamientos debemos modificar para lograr una vida social feliz. La soledad de la que hablamos es una condición de un malestar emocional que surge cuando una persona se siente incomprendida o rechazada por otros o carece de compañía para las actividades deseadas, tanto físicas como intelectuales, o para lograr intimidad emocional. Así, salud y soledad se relacionan íntimamente.

A cualquier edad de la vida, las personas más solas son las que se sienten más enfermas. Existen múltiples causas de este problema: rasgos personales (personas tímidas, pesimistas o iracundas); historia familiar; trastornos psicológicos (baja autoestima, ansiedad). Además, la sociedad en la que vivimos favorece en muchos sentidos el retraimiento de las personas y su incomunicación.

CÓMO ROMPER LAS BARRERAS

Lo cierto es que no se puede vivir en la soledad permanente, necesitamos aprender a vincularnos con las personas de modo satisfactorio, ya sea por motivos afectivos, de trabajo, para desenvolvernos en la vida cotidiana o, simplemente, para sentirnos más plenos. Los rituales que proponemos al lector están dirigidos a elevar su autoestima, puesto que, si usted no se quiere a sí mismo, difícilmente pueda sentir que los demás lo aceptan tal como es.

A continuación, le presentamos cuatro destrabes energéticos que le servirán, también, para aprender a estar solo; porque, si usted siente que no puede estarlo, se acercará al prójimo con actitudes invasoras, insistentes o inseguras, que suelen espantar a cualquiera. Anímese, todas las personas están capacitadas para aprender a integrarse socialmente. Usted puede lograrlo. Comience por aceptarse y quererse, despierte su magia interior, abra su corazón y entrene sus habilidades para desenvolverse adecuadamente en sociedad.

EL REFLEJO DEL AMOR PROPIO

Objetivo: amarse a sí mismo tal cual es. Cómprese una bebida que le guste: whisky, champán u otra. También, miel y canela. Prepare una mesa como si fuera a agasajar a alguien, con velas y flores. Siéntese a comer  solo con un espejo delante (basta que se vea el rostro). Antes de comenzar con la cena, tome una copa de fiesta y, usando el dedo índice izquierdo, selle el borde con miel y canela. Luego, sírvase la bebida. Levante la copa y brinde frente al espejo diciendo: “A tu salud, hermosa persona. Eres lo más preciado que tengo. A ti te respeto, cuido y amo con tus virtudes y defectos, porque no hay nada en el mundo como tú: [diga su nombre al derecho y al revés, por ej.: Marcia, Ciamar]. Por eso, te mereces encontrar a personas buenas y grandiosas como tú. Así sea”. Beba y termine su cena disfrutando de una buena música.

RITUAL DESINHIBIDOR

Objetivo: destrabar rigidez de pensamiento y prejuicios, los cuales hacen que se aleje de las personas o ellas de usted.Escriba en un papel su nombre, en letras grandes, dentro de un círculo de un diámetro de 40 cm.

Apóyelo en el piso y párese descalzo sobre su nombre. Entonces, recite oralmente este diálogo con usted mismo: ¿Quién eres? … (diga su nombre). ¿Qué quieres? … (diga algo que siempre quiso hacer y no hizo, porque no se animó o porque no encontró el apoyo necesario para hacerlo). ¿Lo harás? Definitivamente sí, sin importar lo que opinen los demás. ¿Tú puedes? Sí, Yo puedo. Es hora de intentarlo y me rodearé de personas que me ayuden a concretar este gran deseo. ¿Eres libre? Sí, declaro mi independencia a partir de ahora.

Finalmente, doble el papel en cuatro y guárdelo en un lugar especial para usted.

Repita este ritual cada vez que pierda el rumbo hacia la concreción de su objetivo de vida o se sienta inseguro.

BAILE DE LA SENSUALIDAD

Objetivo: desarrollar la sensualidad y el atractivo personal. El vientre y la pelvis albergan centros de energía vitales del cuerpo que ponen en circulación nuestras vibraciones cósmicas. Cuando estas zonas permanecen mucho tiempo en quietud, bloquean nuestras energías y, también, el flujo sanguíneo y linfático. Esto repercute en un aspecto general poco saludable. Ciertos movimientos obrarán maravillas en la armonía de su cuerpo, sea usted varón o mujer, ayudándolo a irradiar un halo de seducción y vitalidad.

Lo más conveniente es hacer estos ejercicios frente a un espejo con el vientre descubierto, para tener un mayor control y concentración. Puede acompañarlos con una melodía rítmica de fondo.

• Posición A: de pie, con las manos juntas delante del pecho, como si orara, mantenga el torso erguido y quieto. Los pies juntos sin levantarse del suelo, las rodillas levemente flexionadas. Mueva la pelvis dibujando una medialuna, primero hacia atrás y, luego, hacia delante. Repita 5 veces.

• Posición B: en la misma postura, ahora lleve la pelvis hacia atrás, sacando glúteos y, luego, vuelva a la posición inicial. Repita 5 veces. Ahora, haga lo mismo, pero llevando la pelvis hacia delante.

Imagine siempre que un eje vertical le atraviesa el cuerpo, usted no debe salirse de ese eje hacia los costados. Las caderas permanecen quietas. El movimiento, como un golpe seco, surge de la pelvis y es acompañado por el vientre.

Mientras baila intercalando todos estos movimientos, hacia un lado y otro, repita: “Cinco es la fuerza de la naturaleza, llegando al seis que es belleza, liberen funciones todos mis poderes. Diosa Afrodita, hermana bonita, vierte en mi piel la atracción de tu miel. Adonis, el bello; Venus la hermosa, destile mi pelvis vitalidad armoniosa”.

LA MIRADA Y LA VOZ

Objetivo: utilizarlas para seducir a los demás.

La Mirada: Entrene su mirada de este modo: durante un minuto, intente mantener los ojos bien abiertos y fijos en un punto. Repita y vaya aumentando el tiempo hasta 3 minutos. Practique el mismo ejercicio delante de un espejo, mientras dice: “Así como en ti me reflejo; en mí, reparan los ojos que lograrán atraer a corazones sinceros”.

La voz: Aquí, algunos consejos para ejercitarla: – Lea en voz alta cualquier texto, todo los días durante media hora. Para articular mejor, muerda un lápiz mientras lo hace. – Entone canciones con la boca completamente cerrada, formando con ella una caja de resonancia. – En las conversaciones, sea educado, reposado. – Practique hablarle a alguien mirándolo a los ojos sin parpadear. Su hablar debe ser pausado, claro y conciso.

TÁCTICAS PARA COMBATIR LA SOLEDAD

Objetivo: considere estos puntos a fin de aplicarlos en su vida cotidiana.

–        Tenga en cuenta que la situación de soledad no es permanente y se puede cambiar, así como hay otras personas que padecen por la misma causa.

–        Dedique el tiempo que pasa en soledad a aprender y a desarrollar su creatividad.

–        Valorare a sus amigos por su singularidad. Haga lo posible por reunir un buen círculo de amistades.

–        Comparta sus experiencias con los demás sin pensar que lo juzgarán.

–        Sentirse necesitado disminuye la soledad, recurra a centros solidarios.

–        No espere que su cónyuge cubra todas sus necesidades emocionales.

–        Admita que se siente solo y hable con un amigo de confianza. Nunca sufra en silencio.

–        Aprenda a hablar con los demás y a escucharlos con atención, ya que, centrándose en ellos y en sus intereses, hará amigos.

–        No juzgue a la gente por sus vivencias del pasado.

HABILIDADES SOCIALES

Para romper el hielo e iniciar una conversación:

–        Hacer una pregunta o comentario sobre una situación común.

–        Hacer un cumplido a la otra persona sobre su conducta o apariencia (“qué puntual llegaste” o ”qué vestido tan original”, etc.).

–        Hacer una observación o pregunta casual sobre lo que la otra persona está haciendo.

–        Preguntar si puede uno unirse a la otra persona o pedirle que se una a usted.

–        Ofrecer algo de comer o tomar a la otra persona.

–        Saludar a la otra persona y presentarse uno mismo con nombre y apellido.

Mientras dialoga, es conveniente:

–        Mirar al interlocutor.

–        Dar señales de que la escucha atentamente.

–        Respetar el turno (no   interrumpir, dejar al otro  expresarse).

–        Hablar de algo que está relacionado con lo que la otra persona dice o, si no, avisar que cambiamos de tema.

–        Usar información sobre uno mismo y, también, la que se ha obtenido en la conversación basándose en preguntas y comentarios.

–        No hablar o escuchar demasiado; dialogar.

–        Iniciar temas de conversación y cambiar cuando comience a ser aburrido.

–        Responder de forma abierta, para facilitar a la otra persona la conversación.

INGRESA A NUESTRA COMUNIDAD EN FACEBOOK

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *